01

En pleno centro peatonal de Vitoria-Gasteiz, en la calle Dato 41, se encuentra el Restaurante La Regadera, un restaurante que se ha contagiado del carácter de su dueño Mikel Fiestras: cercano y familiar. El rincón también apuesta por los desayunos, y desde primera hora recibe visitantes dispuestos a alimentarse con fundamento

02

Mikel Fiestras, apoyado por su mujer Maite Villegas, regenta esta casa de comidas, que mima al extremo el producto y alterna sabores tradiciones con toques vanguardistas. El compromiso del chef vitoriano con su oficio es tan intenso que la cocina forma parte de su vida y salpica sus recetas con grandes dosis de imaginación.

03

Ya lo dijo cuando su anterior restaurante, La Huerta, cerró sus puertas definitivamente: “No hay tiempo para el relajo, tengo un proyecto entre manos lleno de ilusión, cariño y sonrisas del que me apetece terriblemente que disfrutéis ya”. Y Mikel Fiestras no tardó en abrir, en el mismo sitio, un nuevo comedor llamado La Regadera. La cocina tradicional trufada de elementos vanguardistas, pero siempre con el producto de temporada como bandera.

04

Este restaurante vitoriano posee terraza en la calle y guarda una sorpresa: al fondo del comedor, dispone de un patio interior donde, rodeados de árboles y plantas, se puede comer al aire libre, siempre y cuando el tiempo acompañe.

Tiene capacidad para sesenta personas. De estilo moderno, muy luminoso y cómodo para el comensal. Ideal para eventos privados, bodas, comuniones, comidas y cenas de empresa, reuniones familiares y/o amigos

05

Amplia carta, menú del día, cocina de temporada, raciones, pintxos especiales y los mejores vinos. Nuestras especialidades: el tataki de atún, el tartar de salmón, los carabineros con guacamole y pico de gallo, el rulo de manitas, arroces, pescados...

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Para saber más pincha aquí. Aceptar